19 de diciembre de 2018

CUENTO DE NAVIDAD

...Por Ildefonso Arenas


Cada uno vive de lo que buenamente puede. Unos trabajan para terceros, otros por su cuenta, los hay que son artistas, también hay artesanos y los más tene­mos una pro­fesión, o un ofi­cio. Yo soy de los últimos, y debo decir que me tocó uno muy cruel. No porque lo sea en sí mis­mo. Es porque no re­­sulta fá­­cil hablar de él. Ima­gi­nen, si no, una fies­ta en ca­sa de un vecino, mu­cha gente des­conoci­da. Na­da más nor­mal, a po­co que la tem­pe­ra­tu­ra so­cial se incremente unos grados, que un amistoso ¿y tú qué ha­­ces, a qué te dedicas?...

SEGUIR LEYENDO: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe en el recuadro tu comentario.
NO TE OLVIDES DE FIRMAR.
¡ LOS MENSAJES ANÓNIMOS SERÁN BORRADOS !.